1.
Para hacer buena publicidad se necesita mucho presupuesto.
Tururú.
Lo verdaderamente importante de una revolución es que iguala las oportunidades. Cada día surgen nuevos canales comunicativos que requieren nuevos caminos creativos. La oportunidad es la idea, no en el dinero. Bienvenidos a la revolución de empezar todos de nuevo.

2.
Somos la generación perdida.
Tururú.
Lo único que tenemos de perdidos es que no paramos de buscar.

3.
Una buena campaña es compleja.
Tururú.
Como decía Saint-Exupéry “La perfección se alcanza, no cuando no hay nada más que añadir, sino cuando ya no queda nada más que quitar”. Las buenas ideas no necesitan aderezo, tan solo su esencia.

4.
En Andalucía no se hace buena publicidad.
Tururú.
Lorca. Picasso. Juan Ramón Jiménez. Camarón. Cernuda. Lola Flores. Velázquez. Séneca. Murillo. Alberti. Carlos Cano. Machado. Becquer. José Mercé. Jesús Quintero. Paco de Lucía y los que nos dejamos. Andalucía es la ironía en el carnaval de Cádiz. La simpatía en la feria. El duende del flamenco. El silencio de la Maestranza. La calma y el alboroto de su clima. El arte de lo cotidiano. El valor de lo puro. El vivir. Pues eso.

5.
La publicidad molesta.
Tururú.
Eso no está de moda. Cada vez tenemos más información y más capacidad de decidir que queremos y no queremos ver. La publicidad debe pasar a ser publicidad a la carta. Por eso nos obsesiona aportar valor en nuestras campañas. Nuestro objetivo: Que el cliente agradezca ver nuestros anuncios.

6.
La publicidad es inspiración.
Tururú.
Y trabajo, que de eso en Andalucía sabemos bastante. La idea la regalamos, con lo que nos ganamos la vida es con las horas que trabajamos para que esa idea triunfe y se propague a los cuatro vientos.

7.
Los profesionales hacen brainstorming con lateral thinking para montar un storytelling y conseguir un call to action para el brand benefit.
Tururú.
La publicidad es comunicación entre personas. Nuestras ideas se piensan, mejoran y ejecutan en tu idioma. Y en el de tus clientes. Porque preferimos la cercanía antes que la apariencia.

8.
La inexperiencia no es un factor positivo.
Tururú.
Mentira. La inexperiencia, que no está reñida con el conocimiento, te hace no tener costumbres. Te hace ser osado e intentar imposibles. Y porqué no, conseguirlos. Aunque llevemos tiempo en esto te trataremos con la ilusión y la dedicación con la que se trata a un primer cliente.

9.
Si lo quieres rápido, será malo o carísimo.
Tururú.
¿En este mundo? Vivimos deprisa y, aunque amemos parar a mirar el paisaje, estamos preparados para trabajar a más velocidad de la que el planeta gira. Nuestros creativos piensan rápido, nuestra agencia actúa 24/7. Estamos acostumbrados a no querer perdernos el instante.

10. Equivocarse está mal.
Tururú.
Equivocarse es la única forma de innovar. Lo que está mal es no aprender de los errores, pero para aprender, hay que equivocarse. Aún así, no te preocupes, tenemos un laboratorio de investigación equivocándose cada día para que contigo acertemos.

11.
Para ser serios hace falta ser aburridos.
Tururú.
Tururú.

12.
Se convence con razones.
Tururú.
No hay que perder la razón pero lo que de verdad te mueve es la emoción. Amamos lo que hacemos: La comunicación no es nuestro trabajo, es nuestra pasión. Y eso, lo transmitimos en nuestras campañas.

13.
La publicidad crea necesidades.
Tururú.
Preferimos descubrir a crear. Si creamos el cliente lo verá como algo externo, nuevo. Si descubrimos, el cliente lo verá como algo suyo, que ya estaba y que simplemente ahora ha visto. El éxito es el descubrimiento de lo obvio.

13.
La publicidad disfraza.
Tururú.
La mejor forma de convencer es ser auténtico. Y la única forma de ser auténtico es ser tú mismo. No queremos cambiarte, queremos sacar la mejor versión de tí mismo.


Tururú ironía con que se niega lo preestablecido.